El amigo del presidente es el responsable de un presupuesto estimado de 300 mil millones de pesos al año, le reporta directamente al Presidente y llegó al poder desplazando a uno de los personajes más poderosos de la 4t Gabriel García, hombre del dinero en la campaña presidencial del 2018.

La llegada de Carlos Torres nuevo coordinador general de programas para el desarrollo del gobierno federal, es una historia que mejor se explica porque el Presidente Andres Manuel, se está radicalizando este es el diseño de la estructura original de presidencia el (círculo rojo o el grupo compacto) de Andrés Manuel el que tendría mayor acceso e influencia inmediata con el hombre poderoso del país se dividió en tres líneas: el de la izquierda radical, el más ideológico, donde aparecían Jesús Ramírez vocero presidencial, Alejandro Esquer  secretario particular y Carlos Torres secretario técnico, este es el grupo que representa la fracción de los puros en MORENA; el de los aliados históricos fundacionales del Obradorismo, después está la sección de la izquierda pragmática, que también representa la facción de los puros pero que mantenía un enfoque mucho más transaccional ahí estan Cesar Yáñez, coordinador de política y gobierno, Lázaro Cárdenas Batel coordinador de asesores y Gabriel García coordinador de programas para el desarrollo, finalmente está la sección de los moderados, incluía a los dos únicos perfiles de presidencia que realmente hacían operación política hacia afuera por sus contactos de alto nivel en la élite político y empresarial mexicana se trata de Julio Scherer consejero jurídico y de Alfonso Romo jefe de la oficina pero cuyo rol esencial era el de tender puentes con la iniciativa privada. La radicalización del discurso de Andres Manuel, obedece en gran medida a un cambio en la estructura original del círculo compacto del presidente, la izquierda radical prácticamente se adueñó del acceso al presidente, de su agenda y de su comunicación, hace algunas semanas se preguntaba si la salida de Gabriel García Hernández y su regreso al Senado representaba un castigo por la derrota electoral de MORENA en la ciudad de México o si era una respuesta del presidente para establecer un contrapeso al control de Monreal en la cámara alta, ahora sabemos que la segunda explicación es la más plausible, el mensaje llegó a través de un columnista de política en la que se indicaba que el Presidente le ordenó a Gabriel García Hernández, coordinarse con Ricardo Monreal, el desplazamiento de Gabriel García no es más que la continuación de un proyecto de poder del grupo de la izquierda radical donde el vacío de autoridad que dejó la salida de Alfonso Romo, fue aprovechado para tomar control de Presidencia, se ratificó la marginación de Cesar Yáñez fuertemente afectado por el escándalo de la revista Hola de principio de sexenio y se neutralizó al propio Lázaro Cárdenas Batel fuentes cercanas a palacio nacional indican que Alejandro Esquer utilizó la crisis del Covid para organizar una reorganización física de palacio nacional dejando fuera de alcance las oficinas de Yáñez y de Cárdenas Batel, Esquer también le habría pedido al presidente que reubicará a Julio Scherer pero Andres Manuel lo paro en seco de acuerdo a testimonios internos al asunto a este detalle es muy importante porque revela que Scherer representa el único contrapeso de los moderados dentro del círculo compacto de presidente, ha operado asuntos de primera relevancia para el Presidente como el diseño de la ley “Saldívar” y la negociación con altos hornos de México y Alonso Ancira, sin embargo el crecimiento y la influencia de Ramírez, Esquer y Torres es innegable y ocurre de manera paralela a movimientos como el nombramiento de Martí Batres como secretario de gobierno de la ciudad de méxico una orden que habría salido de palacio nacional o como la reelección en la cámara de diputados de Nacho Mier como coordinador de la bancada de MORENA , el contexto de la narrativa de la sucesión presidencial para el 2024 está dinámica sugiere un blindaje de palacio nacional y del partido oficial al proyecto de Claudia Sheinbaum. En el pasado personajes con acceso directo y diario al presidente han sido factores decisivos en la definición de la sucesión presidencial, Emilio Gamboa fue un personaje fundamental para influir en la nominación de Carlos Salinas de Gortari, en el sexenio de Miguel de la Madrid, Córdoba Montoya la sombra del Salinismo que hizo lo propio al momento de nombrar el reemplazo o candidato sustituto del extinto Luis Donaldo Colosio y al sexenio de Felipe Calderón primero fue Juan Camilo Mouriño  después Roberto Gil Z. actores clave para operar la alianza con el PRIAN todos ellos tienen algo en común el acceso y control sobre la agenda del presidente, en la 4t la figura del jefe de oficina de presidencia no existe formalmente pero sus funciones han sido monopolizadas por tres personas de la izquierda ideológica sus nombres Jesús Ramírez, Alejandro Esquer y Carlos Torres no los perdamos de vista. será acaso que son estos las 5 personas que tuvieron acceso a la logística de diálogo entre Lopez Obrador y Salinas de Gortari, producto de esta llamada telefónica que duró 8 minutos entre ellos en el que seguramente acordaron los “destapes” de los presidenciables que posteriormente formalizó el presidente en su acostumbrada plática mañanera, por lo que se entiende que el presidente Lopez Obrador mantiene una ( relación directa real, oculta y privada ) con el expresidente Salinas de Gortari. tal como lo señala un columnista político de un medio de circulación nacional.