CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Ricardo Yáñez Herrera, exsecretario de Educación, Cultura y Deporte (SECD) en la administración de César Duarte Jáquez, involucró al cuñado del expresidente Enrique Peña Nieto, Juan José Chimal, en el desvío de 23 millones 200 mil pesos del erario de Chihuahua.

 

El exsecretario de Educación, Cultura y Deporte, Ricardo Yáñez Herrera. Foto: EspecialLo anterior ocurrió el miércoles en la audiencia de formulación de imputación contra Marcelo González Tachiquín, quien antecedió en el cargo a Yáñez Herrera.

 

González Tachiquín, quien también fungió como secretario particular del exgobernador César Duarte Jáquez, además de director de Pensiones Civiles del estado, fue capturado la noche del martes afuera de su casa, en el fraccionamiento Cerrada de Cimarrón de la capital de Chihuahua, en acatamiento a dos órdenes de aprehensión por delitos presuntamente cometidos cuando fue secretario de Educación, Cultura y Deporte.

 

En la primera audiencia, efectuada ayer miércoles, se le acusó al cuñado del expresidente del desvío de más de 23 millones de pesos a favor de la empresa Explocean S. de R.L. de C, de acuerdo con la causa penal 19/2019.

 

Según datos obtenidos en internet, el domicilio de la empresa es o era calle Leibintiz número 14, en la Ciudad de México, pero su portal aparece caído o inexistente.

 

La defensa del imputado indicó al juez que su cliente tenía la suspensión provisional de dos amparos contra cualquier orden de captura, promovidos desde noviembre pasado y este mes, pero el juzgador se negó a aceptar esa medida.

 

De acuerdo con la representación social, el exfuncionario simuló un convenio para contratar servicios de asesoría técnica y financiera al presupuesto del Fondo de Aportación para la Educación –en abril de 2015– por 23 millones 200 mil pesos. Sin embargo, el dinero fue desviado a través de Explocean S. de R.L. de C.V., empresa presuntamente relacionada con el cuñado de Peña Nieto.

 

La autorización de la suficiencia presupuestaria para la supuesta compra del servicio fue autorizada por el exsecretario de Hacienda de Chihuahua, Jaime Ramón Herrera Corral. El cheque fue emitido el 13 de abril de 2015 a la cuenta bancaria número 4044107993, del banco HSBC, a nombre de la empresa mencionada.

 

Herrera se acogió al beneficio de criterio de oportunidad y ha declarado como testigo protegido.

 

Ricardo Yáñez declaró que a la empresa Explocean le otorgaron un contrato con el gobierno de Chihuahua para dar asesorías con el fin de regularizar el Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y el Gasto Operativo (FONE), creado con la reforma educativa para sustituir el Fondo de Aportaciones para la Educación en 2014.

 

El contrato establecía que la empresa cobraría un porcentaje al gobierno estatal para regularizar más de 500 millones de pesos por el diagnóstico y asesorías.

 

El exfuncionario detalló que en marzo de 2015 hubo una reunión en la Ciudad de México, a la que asistieron los socios de la empresa Explocean: Juan José Chimal, Jaime Herrera Corral y César Duarte.

 

Según Herrera, los recursos excedentes se generaron por las gestiones que él había hecho y no de los servicios prestados por Explocean, pero Duarte instruyó a sus subalternos que pagaran más de 20 millones de pesos a través de los Servicios Educativos del Estado de Chihuahua (SEECH). Y González Tachiquín y Chimal se encargaron de presionar para que se ejecutara el pago.

 

En junio de 2016, cuando Yáñez Herrera fue nombrado titular de la SECD en lugar de González Tachiquín, la directora administrativa de la dependencia, Patricia Banderas, buscó al testigo para cuestionarlo sobre el contrato mencionado porque no había un solo documento para sustentar el pago.

 

De acuerdo con el testimonio, Tachiquín había comentado que él hablaría con la gente de Explocen porque quería ser quien tuviera la relación directa con Los Pinos y Ricardo Yáñez no supo más del tema.

 

Antes de concluir el sexenio de Duarte, González Tachiquín aspiraba a ser candidato a gobernador por el Revolucionario Institucional (PRI), pero al no ser elegido renunció al partido.

 

Ricardo Yáñez fue citado a declarar el domingo 13 a las 10 de la mañana, en la audiencia de vinculación a proceso de Marcelo González Tachiquín.

 

Y éste último deberá asistir a otra audiencia por la imputación del desvío de un millón 700 mil pesos del gobierno de Chihuahua, con la entrega simulada de apoyos al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación Sección 8, la mediante la Dirección de Servicios Educativos del Estado de Chihuahua (SEECH), entre abril y julio del 2015.