Al menos 3 de cada 10 socios de Coparmex han sido extorsionados por todos los niveles de gobierno 

 

(Verónica De La Luz) En Puebla, ni los gobiernos de la llamada cuarta transformación han liberado a los empresarios de ser partícipes de la corrupción, pues al menos, 3 de cada 10 socios de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Puebla declararon experimentar la corrupción tanto en los niveles municipal, estatal y federal, según cifras del mismo sindicato patronal.

 

De hecho, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE), que aglutina a 24 cámaras y asociaciones de empresarios poblanos, reconoce que las corruptelas no han terminado en Puebla, pues a pesar de que el gobierno estatal de Luis Miguel Barbosa Huerta, todavía no licita tantas obras públicas -que es el sector que más reciente los actos de corrupción-, los ayuntamientos de la zona metropolitana de Puebla sí han intentado extorsionar a empresarios.

 

Como marco al Día Internacional contra la Corrupción, que se conmemora este 9 de diciembre, el presidente del CCE, Ignacio Alarcón Rodríguez Pacheco, no especificó nombres, pero sí confesó que algunos de sus afiliados le han reportado que las autoridades municipales de la zona metropolitana -pese a ser de Morena la mayoría de ellos- intentan corromper a la iniciativa privada. Pese a ello, dijo que percibe una disminución de estos hechos, respecto a administraciones pasadas.

 

“En el tema de ayuntamientos sí he sabido de algunos casos que han querido extorsionar a algunos empresarios, pero bueno, sí siento que ha disminuido el tema de la corrupción. (Los casos ocurren) en toda la zona metropolitana y en los municipios periféricos a la ciudad de Puebla”, acusó Alarcón, quien especificó que esas prácticas datan desde otras administraciones.

 

Como dato adicional, hay que decir que los municipios que rodean a Puebla (gobernado por Claudia Rivera, de Morena), son Amozoc (donde gobierna Mario de la Rosa, de Morena), Ocoyucan (Rosendo Morales, del PRI), Cuautlancingo (Guadalupe Daniel, de Morena), San Pedro Cholula (Luis Alberto Arriaga, de Morena) y San Andrés Cholula (Karina Pérez, de Morena).

 

DATA COPARMEX REPORTA LIGERA BAJA

 

Data Coparmex, que es una base de datos creada por los socios del sindicato patronal, señala que, en noviembre de este año, el 35.8 por ciento de los mil asociados en Puebla habían sido partícipes de algún acto de corrupción. Esta cifra aumentó respecto a julio, cuando el 35 por ciento de los integrantes del organismo, fueron copartícipes de corrupción.

 

Las cifras de ambos meses de referencia representan una reducción respecto a enero de 2019, cuando el 48.8 por ciento de los afiliados refirieron haber participado en alguna corruptela con alguna autoridad en el estado poblano.

 

Pese a esa reducción mayor al 10 por ciento, hasta la fecha, 3 de cada 10 socios Coparmex experimentan algún acto de corrupción, con las administraciones actuales de la llamada “cuarta transformación”, cuyos preceptos eran “no mentir, no robar y no traicionar”.

 

CONSTRUCTORES ESPERAN QUE SE ACABEN LOS MOCHES

 

A propósito de este tema, el presidente electo de la Asociación de Empresas de la Construcción (AECO), Aristeo Reyes, dijo que las prácticas de “moches”, dádivas o corruptelas ya no deben existir. Confió en que las administraciones encabezadas por Morena eviten recurrir a esas medidas para conseguir beneficios particulares.

 

El entrevistado, que trabajó en obras con los gobiernos priistas, como de Mario Marín Torres y Blanca Alcalá Ruiz (Mercado de Sabores y Parque del Carmen) evitó decir si las administraciones anteriores a Morena pedían algún moche o diezmo (10 por ciento del valor de las obras) a los constructores para poderlas ejecutar.