Sitorabanu es un nombre muy poco común para una modelo todavía más poco común.

 

La exótica joven de 23 años es de origen ruso, pero ha desarrollado su carrera fuera de su país, en Dubái.

 

En pleno desierto ha sido la imagen de marcas de alimentos para atletas.

 

La morena comenzó dando clases de fitness, con lo que llamó la atención de todos gracias a su espectacular cuerpo.

 


 1

1

 

1

 

1

 

 

1