En su primer mes al frente de la Secretaría, Alejandra Frausto recibió un pago bruto de 252 mil pesos, menos deducciones. Su sueldo base es de 34 mil 967.02 pesos, el resto son compensaciones

 

De del 1 al 31 de diciembre de 2018, Alejandra Frausto Guerrero, secretaria de cultura, recibió un sueldo neto de 128 mil pesos con 57 centavos como pago por su primer mes al frente de la dependencia federal. De acuerdo con su recibo de nómina, del cual Crónica posee una copia, ese monto resulta de una deducción de 124 mil 490.06 pesos por concepto de prestaciones sociales.

 

El comprobante de pago de las dos primeras quincenas de Frausto Guerrero, explica la Secretaría de Cultura (oficio DGA/SA/060/2019), se realizó de forma mensual, es decir, en una sola emisión.

 

Ése es el mismo caso de los funcionarios: Lucina Jiménez, directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA); Edgar San Juan Padilla, subsecretario de Desarrollo Cultural; Omar Monroy Rodríguez, titular de la Unidad de Administración y Finanzas; Antonio Velázquez Martínez, enlace de Comunicación Social y Vocero; Marx Arriaga Navarro, director de la Biblioteca Vasconcelos; Mardonio Carballo, encargado de la Dirección de Culturas Populares e Isaac Macip, secretario particular.

 

De los anteriores funcionarios Crónica también posee copia de sus recibos de nómina.

 

De acuerdo con el portal de transparencia usado por la administración pasada, el sueldo de la exsecretaria de cultura, María Cristina García Cepeda, era de 139 mil 470.95 pesos; y de Lidia Camacho Camacho, exdirectora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) su sueldo neto era de 117 mil 984.68 pesos; es decir, por arriba de lo que ganan los actuales funcionarios. Crónica sólo pudo cotejar estos dos sueldos debido a que en el sistema de transparencia sólo aparecieron ambas funcionarias y que el sistema SIPOT se encuentra deshabilitado hasta el cierre de esta edición.

 

SECRETARIA Y SU PARTICULAR. El comprobante de pago de Alejandra Frausto Guerrero indica que tiene un sueldo base de 34 mil 967.02 pesos, además de 183 mil 619.44 pesos por concepto de compensación garantizada, 785 pesos por ayuda de despensa y 33 mil 119.17 pesos por seguro de separación individualizado. Todo ello suma la cantidad de 252 mil 490.63 pesos.

 

A ese total se le restan 124 mil 490.05 pesos de deducciones por seguro de cesantía de edad y vejez, seguro de invalidez y vida, servicios sociales y culturales, seguro de salud, seguro colectivo de retiro e Impuesto Sobre la Renta (ISR).

 

Uno de los secretarios particulares de la secretaria se llama Isaac Macip y de acuerdo con su comprobante de pago, en diciembre recibió un salario neto de 59 mil 138.34 pesos.

 

El nivel salarial (L21) de Macip corresponde al de Coordinador Nacional de Relaciones Laborales. Sus percepciones son por 110 mil 403.84 pesos, entre ellas, su sueldo base de 14 mil 905.67 pesos, una compensación garantizada de 80 mil 357.81 pesos y ayuda de despensa de 706.50 pesos.

 

Sobre los impuestos y prestaciones que le son descontados (y que suman 51 mil 265.50 pesos), están: ISR, seguro de cesantía de edad y vejez, seguro de invalidez y vida, servicios sociales y culturales, seguro de salud, seguro colectivo de retiro.

 

EN ESPERA DE AJUSTE. Lucina Jiménez López, directora del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), fue la única funcionaria que clasificó como confidencial el detalle de las deducciones a su salario neto de 110 mil 178.31 pesos.

 

En el oficio UT/09/2019 se detalla con que el INBA está en espera de la instrucción de la Secretaría de Cultura federal para ajustar el sueldo de su personal, de acuerdo las políticas de austeridad sugeridas por Andrés Manuel López Obrador.

 

“Resulta importante precisar que este Instituto se sujetará a las políticas de austeridad que en su momento determine la Secretaría de Cultura, en atención y observancia de los establecido por el Ejecutivo Federal, por lo que actualmente, este Desconcentrado se encuentra en espera del procedimiento que corresponda”, señala el documento.

 

GABINETE CULTURAL. El comprobante de pago de Edgar San Juan, subsecretario de Desarrollo Cultural, muestra un sueldo neto en diciembre de 121 mil 786.11 pesos ya con el descuento por impuestos y prestaciones sociales (117 mil 925. 85 pesos).

 

En su recibo también se observa que sus percepciones mensuales son de 239 mil 711.96 pesos correspondientes a: un sueldo base de 27 mil 352 pesos, una compensación garantizada de 180 mil 137.20 pesos, ayuda de despensa por 785 pesos y un seguro de separación individualizado de 31 mil 437.76 pesos.

 

Con el nivel salarial de Jefe de Unidad aparece Omar Monroy Rodríguez, titular de la Unidad de Administración y Finanzas, quien recibió su primer pago mensual neto por 103 mil 5.57 pesos con las mismas prestaciones sociales que Edgar San Juan.

 

Esos beneficios, junto con el ISR, le son descontados de los 200 mil 645.90 pesos de percepciones que recibe por su salario base (22 mil 451.59 pesos), compensación garantizada (151 mil 111.83 pesos), ayuda de despensa (785 pesos) y seguro de separación individualizado (26 mil 297.48 pesos).

 

El siguiente comprobante en poder de Crónica es el de Marx Arriaga Navarro, director de la Biblioteca Vasconcelos, quien recibe un salario neto de 79 mil 250.79 pesos.

 

Las deducciones que aplican en su salario son la resta de 71 mil 546.25 pesos a sus percepciones de 150 mil 797.04 pesos generados por un sueldo base (17 mil 863.22 pesos), compensación garantizada (112 mil 410.40 pesos), ayuda de despensa (785 pesos) y seguro de separación individualizado (19 mil 738.42 pesos).

 

SIN PAGO NI FOLIO FISCAL. Sobre el recibo de pago de Mardonio Carballo, encargado de la Dirección de Culturas Populares, y de Antonio Martínez Velázquez, enlace de Comunicación Social y Vocero, la Secretaría de Cultura no puede transparentarlos porque “no se cuenta con recibo de pago debido a falta de timbrado”.

 

Este diario también solicitó el recibo de pago de: Natalia Toledo, Pavel Granados Chaparro, Mario Bellatin, Hugo Contreras Lamadrid, Pedro Salmerón, Diego Prieto, Emma Yanes Rizo y María Novaro.

 

Sin embargo, la respuesta de la Secretaría de Cultura fue que no es de su competencia tener dichos documentos.

 

En el caso de Natalia Toledo, subsecretaria de Diversidad Cultural; Pavel Granados, director de la Fonoteca Nacional, y Mario Bellatin, director del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA) —hasta la semana pasada—, su pago correspondiente a diciembre no se había liberado.

 

En el documento se lee “no se ha procesado el pago”, y por lo tanto no existe la información pública del monto de sus salarios.