Washington. Espías israelíes pudieron observar en tiempo real cómo los servicios rusos pirateaban ordenadores en todo el mundo en busca de nombres clave de programas de servicios de inteligencia estadunidenses, reveló el miércoles el New York Times.

 

 

Los servicios israelíes pudieron ver cómo, hace más de dos años, los rusos se introdujeron en los sistemas informáticos gracias al popular sistema antivirus de la sociedad rusa Kaspersky Lab, utilizado por cerca de 400 millones de personas en todo el mundo, incluidas las agencias federales estadunidenses hasta hace poco, afirmó el NYT citando a responsables.

 

Los israelíes decidieron prevenir a sus colegas estadounidenses de la intrusión, lo que condujo a la desinstalación de todos los programas Kaspersky de los computadores gubernamentales estadunidenses.

 

Utilizando este antivirus como un caballo de Troya, los servicios rusos pudieron poner las manos en documentos de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), que ya fue víctima del robo de varios documentos por parte de Edward Snowden en 2013.

 

En ese caso concreto, los rusos robaron documentos clasificados que un trabajador de la NSA había puesto en su ordenador personal, un asunto revelado el pasado 6 de octubre por el Wall Street Journal.

 

La sociedad Kaspersky Lab señaló entonces que no había ninguna prueba de una eventual colusión con los servicios de inteligencia rusos.

 

"Para todos nuestros expertos, abusar de la confianza de nuestros usuarios para facilitar el espionaje de un gobierno sería contrario a nuestra ética", explicó el fundador del programa, Eugene Kaspersky, en su blog.


                                                                              

                                         

 1                                             

espadas